loader
Foto

Conflicto en Kimberly Clark: violento desalojo durante la madrugada

El operativo terminó con varias personas detenidas que fueron liberadas en horas de la mañana luego de que les abriera una causa.

Los trabajadores de Kimberly Clark continúan con la lucha por sus puestos de trabajo hace más de dos meses. Ante la falta de respuestas de las autoridades pertinentes, la decisión siempre fue acampar y tomar de manera pacífica la empresa hasta tanto se resuelva el conflicto. Sin embargo, en la madrugada de hoy, cerca de la 1.30hs, efectivos policiales, incluido el Grupo GAD, comenzó a vallar la calle Espora desde Crámer hasta Carabelas con la intención de entrar a la empresa. Alrededor de las 3.30hs entraron a la fuerza sin una orden ni nada y se llevaron detenidas a siete personas que estaban en el acampe y ocho trabajadores que se encontraban en el interior de la toma.

En horarios de la mañana, fueron liberados de la Comisaría Octava cuando a la mayoría se les abrió una causa de "invasión a la propiedad privada". En las puertas del la comisaría, Patricio Lara, uno de los trabajadores delegados de Kimberly Clark señaló que "ingresó por la fuerza rompiendo todo el grupo GAD, armas largas y pistolas 9mm en mano apuntando al pecho de los trabajadores. No hubo ninguna presentación previa, la idea era avanzar de forma violenta contra los trabajadores".

Por otro lado, Lara expresó que "el Estado se ha convertido en un aliado de las multinacionales, de las patronales porque en su momento en el Ministerio de Trabajo dejó correr un preventivo trucho que hoy todos sabemos que fue así. No lo pudo firmar ni el Sindicato ni el Ministerio de lo trucho que era pero si, en ese momento, la empresa consiguió el tiempo necesario para extorsionar a compañeros con los retiros voluntarios".

Para finalizar, el delegado agregó que "desde el Juzgado presionaron a los trabajadores con el desalojo, entonces está más que claro el rol del Estado que se alinea con las patronales para dejar miles de trabajadores en las calles. Después de eso vendrán las reformas laborales que ya están en carpeta y extorsionar al movimiento obrero".